Con suma modestia pienso que

el principal causante de la violencia no es la falta de educación, de leyes o de trabajo.

Hay mucha gente que necesita un abrazo y no lo encuentra.

Anuncios